[1879-1881] Leandro Valdés Miranda

Leandro Valdés Miranda
(Cangas del Narcea, 1822 – 1884)

1 de julio de 1879 – 17 de abril de 1881

Corporación municipal formada en julio de 1879 siendo alcalde Leandro Valdés Miranda. Archivo Municipal.

Abogado y propietario. Liberal conservador y partidario del conde de Toreno. En la necrológica que le dedicó El Occidente de Asturias dice: “Gozaba D. Leandro Valdés, como abogado, merecida fama por su ilustración y, como particular, de generales simpatías, por la integridad de su carácter, por su genio conciliador, por sus virtudes y por su repugnancia a la intriga” (18 de julio de 1884).

[1881-1883] Joaquín Rodríguez-Arango Sanfrechoso

Joaquín Rodríguez-Arango Sanfrechoso
(Tebongo, Cangas del Narcea, 18¿? – Cangas del Narcea, 1889)

1 de julio de 1881 – 1 de julio de 1883

Feria de Val.lau, hacia 1908, creada en 1882 durante la alcaldía de Joaquín Rodríguez-Arango Sanfrechoso.

Abogado y propietario. Hermano de Román Rodríguez-Arango que fue alcalde entre 1868 y 1872. Miembro del Partido Democrático. Diputado provincial por el distrito de Cangas del Narcea entre 1872 y 1874. Durante su alcaldía, los alcaldes de los barrios de Cibea y de los ríos Naviego y Carballo solicitan la creación de ferias en el Campo de la Vega y Ermita de Vallado. El 17 de julio de 1882, el pleno municipal aprueba la creación de tres ferias que se celebrarán en ese lugar, inmediato a los pueblos de Vallado y Miravalles, una el 13 de marzo, otra el primero de septiembre y otra el 20 de octubre de cada año.

Sabemos por una noticia en prensa, El Carbayón; Diario asturiano de la mañana: Año III Número 243 – 1881 septiembre 17, que el inicio de esta legislatura fue tormentoso climatológicamente hablando ya que el 11 de julio, sobre la villa de Cangas y su término municipal, descargó una tremenda tormenta que llevó a varios vecinos a elevar al Gobierno una instancia, a través del Gobernador de la Provincia, solicitando se les librase alguna cantidad del fondo de calamidades públicas para remediar en parte a los siniestrados.

[1883-1887] Severiano Rodríguez-Peláez y Riego

Severiano Rodríguez-Peláez y Riego
(Tineo, 1830 – Cangas del Narcea, 1905)

1 de julio de 1883 – 2 de febrero de 1887

Crónica de El Occidente de Asturias sobre el nombramiento de este alcalde el 1 de julio de 1883: “El domingo, como era de suponer, se instaló el nuevo ayuntamiento de esta villa; y si bien la elección de alcalde y tenientes se efectuó con el orden y tranquilidad que caracterizan la cultura de un pueblo, no dejó de presentarse la lucha con energía é interés. Diez de los 23 concejales que componen la corporación municipal de este concejo han votado para el primer puesto del ayuntamiento, al administrador de la casa del señor conde de Toreno, don Severiano Rodríguez y Riego, y siete á don Benigno Valcárcel; cinco concejales no concurrieron al acto. […] El Sr. Valcárcel y otros dos concejales protestaron de la proclamación de alcalde, fundándose en que exigiendo la ley que sea proclamado el que obtenga mayoría absoluta del total de los individuos de que deba componerse la corporación, y siendo 23 el de esta villa, necesitaba 12 por lo menos para que la proclamación fuese legal. La ley está defectuosa en esta parte, puesto que prevé el caso de empate y nada dice para el de que no haya mayoría absoluta en primera ni segunda votación. Lo razonable parece que por analogía con lo que dispone el art. 105, debiera entenderse la mayoría de la mitad más uno del número total de los concejales. Por lo demás, aunque estamos plenamente persuadidos de que el señor Valcárcel sabría velar por los intereses del concejo, y por el ornato y embellecimiento de esta villa, creemos que los concejales dieron un paso en firme, demostrando sus deseos de que el concejo este representado por persona tan allegada al señor Conde, que con tan solícito afán vela por la prosperidad de este país” (3 de julio de 1883).

[1887-1889] Salvador Martínez Valle

Salvador Martínez Valle

(Cangas del Narcea, 1830 – 1889)

2 de febrero de 1887 – 2 de diciembre de 1889

Propietario. “Amigo” del conde de Toreno. Murió siendo alcalde el 2 de diciembre de 1889 y le sustituyó Román Rodríguez-Arango, primer teniente alcalde, hasta el nombramiento del nuevo alcalde en febrero del año siguiente.

[1889-1890] Román Rodríguez-Arango Sanfrechoso

Román Rodríguez-Arango Sanfrechoso
(Tebongo, Cangas del Narcea, 1817 – Cangas del Narcea, 1902)

2 de diciembre de 1889 – 21 de febrero de 1890

[1890-1893] José de Llano Valdés

alt

José de Llano Valdés y su mujer Carolina González del Reguerín. Col. José Modesto de la Uz.

José de Llano Valdés

(Cangas del Narcea, 1852)

21 de febrero de 1890 – 1 de marzo de 1893

Abogado. Hijo de Lorenzo de Llano Flórez, alcalde en 1854, y padre de Mario de Llano González, alcalde durante la Segunda Republica Española. Con José de Llano comienza la hegemonía de los alcaldes partidarios de Félix Suarez-Inclán (Avilés, 1854 – Madrid, 1939), diputado a Cortes del distrito de Cangas de Tineo entre 1893 y 1920 y miembro del Partido Liberal. Suárez-Inclán contó con el apoyo de los conservadores, los liberales y los republicanos cangueses. José de Llano fue diputado provincial por este mismo distrito entre 1883 y 1885, y desde 1896 a 1913. Durante su mandato como alcalde se establecieron ferias anuales en Ventanueva (el primer viernes de abril), Besullo (14 de agosto) y El Puelo (19 de marzo). Por Real Orden de 17 de abril de 1891 se le concedió al Ayuntamiento de Cangas del Narcea el tratamiento de Ilustrísimo.

El 9 de octubre de 1890 el semanario político de Luarca, El Distrito, publicaba la siguiente nota:

Nuestro particular amigo D. José de Llano Flórez, Alcalde de Cangas de Tineo, ejecutando un acuerdo de aquella Corporación municipal, encargó una estatua de bronce, que se colocará en un punto céntrico de dicha villa, para perpetuar la memoria del ilustre hombre público Sr. Conde de Toreno.

Encontramos acertadísima la resolución del Ayuntamiento de Cangas, honrando la memoria del que desde el comienzo de su vida pública fue sin interrupción representante en Cortes de aquel distrito y a quien tanto debe toda la provincia y particularmente el Occidente de Asturias.

[1893-1894] Francisco Álvarez Uría

Francisco Álvarez Uría, h. 1885. Col. Álvarez Hurle.

Francisco Álvarez Uría

(Cangas del Narcea, 1848 – 1924)

1 de marzo de 1893 – 1 de enero de 1894

Procurador. Partidario de Félix Suarez-Inclán.

[1894] José Claret Quert

José Claret Quert
(Suria, Barcelona, 1837 – Cangas del Narcea, 1912)

1 de enero a 18 de febrero de 1894 (alcalde interino)

Según el padrón de 1889 residía en el barrio de El Corral desde 1857. Su oficio era “porteador”.

[1894] José Pallarés Nomdedeu

José Pallarés Nomdedeu
(Astorga, León, 1858)

18 de febrero a 20 de noviembre de 1894

Comerciante. Emigró a Buenos Aires a comienzos de los años ochenta del siglo XIX. Regresó a España y se estableció en 1887 en la villa de Cangas del Narcea. Era de familia de comerciantes, su hermano Vicente tenía comercio en Astorga. José Pallarés era liberal y partidario del diputado a Cortes Félix Suarez-Inclán. Fue muy criticado por los redactaros del periódico local El Eco de Occidente, que eran de ideología tradicionalista, a cuyo director, el alcalde Pallarés impuso una multa de 125 pesetas el 14 de septiembre de 1894, que el juez revocó un mes más tarde. Tal vez por este motivo presentó su dimisión en noviembre de ese mismo año. Durante su mandato se detectó la presencia de la filoxera en el viñedo del concejo, lo que provocó gran pánico entre los vecinos, ya que esta plaga ocasionaba la muerte de las vides y con ella la perdida de la principal fuente de riqueza del concejo. En julio de 1894 visitó la villa el gobernador civil de la provincia, señor Rivas Moreno, acompañado de personal del servicio de agronomía, para estudiar la situación, nombrar una Junta Local de Defensa Contra la Filoxera y establecer unas medidas para paliar el efecto de esta plaga.

[1894-1895] Joaquín Rodríguez Martínez

Joaquín Rodríguez Martínez
(Cangas del Narcea, 1860 – 1914)

20 de noviembre de 1894 – 1 de julio de 1895

Conocido como Ravachol. Liberal y, como su antecesor, partidario del diputado a Cortes Félix Suárez-Inclán. En los primeros días de su mandato sucedió el motín de los campesinos del concejo contra el impuesto de consumos, que era completamente abusivo para una población que en su mayoría vivía en la pobreza. Los labradores asaltaron la casa consistorial y llegaron a asediar la villa. La llegada de numerosas fuerzas de la Guardia Civil y del Ejército, así como la intermediación de personas de prestigio entre los campesinos aplacó la ira de los vecinos. El suceso se trató en el Consejo de Ministros y en las Cortes, y fue noticia en varios diarios de Madrid y Barcelona. La narración de los hechos puede leerse en El Eco de Occidente, números de 30 de noviembre y 4 y 7 de diciembre de 1894.

[1895-1898] Manuel Rodríguez González

Manuel Rodríguez González, h. 1880. Col. Menéndez Tablado.

Manuel Rodríguez González

(Veigamiouru, Cangas del Narcea, 6 de febrero de 1844- )

1 de julio de 1895 – 25 de septiembre de 1898

Propietario y “rico capitalista” (según las crónicas de El Eco de Occidente), enriquecido en Madrid. A fines del siglo XIX vivía retirado en la villa de Cangas del Narcea y pasaba los meses de verano en su casa de Veigamiouru. En los tres mandatos que ocupó la alcaldía tuvieron gran importancia los primeros tenientes alcaldes, que ejercieron a menudo de alcaldes en funciones por enfermedad y ausencia del alcalde presidente. Estos fueron Evaristo Morodo Muñoz, Benemérito de Llano Rodríguez-Arango y Francisco García del Valle Blanco. El 17 de agosto de 1897 se aprobó la instalación del alumbrado eléctrico en la villa, que se inaugurará el 30 de junio de 1899.

[1898-1902] José Pallarés Nomdedeu

José Pallarés Nomdedeu
(Astorga, León, 19 de marzo de 1858)

25 de septiembre de 1898 – 1 de enero de 1902

Corporación municipal constituida el 28 de septiembre de 1898, siendo alcalde presidente José Pallarés. Archivo Municipal de Cangas del Narcea.

En el tiempo de esta alcaldía, el concejal Joaquín Rodríguez Martínez presentó, el 11 de agosto de 1901, un proyecto de reformas locales de la villa de Cangas, para la apertura de varias calles que uniesen la calle Mayor con la nueva carretera La Espina-Ponferrada.

[1902-1904] Nicolás de Ron Flórez-Valdés

Nicolás de Ron Flórez-Valdés
(Cangas del Narcea, 1863 – 1914)

1 de enero de 1902 – 3 de enero de 1904

alt

Nicolás de Ron Flórez-Valdés, hacia 1900. Colección de Ana de Ron

Abogado, juez municipal y desde 1903 corresponsal del Banco de España y de otros bancos en Cangas del Narcea. Fue diputado provincial por el distrito electoral de Cangas de Tineo desde el 4 de diciembre de 1909 hasta su fallecimiento en 1914. Miembro del Partido Liberal liderado por Sagasta, Moret y Canalejas, y partidario de Félix Suárez-Inclán.

En los números 69 y 70 del periódico El Distrito Cangués de  22 y 29 de agosto de 1914 respectivamente, el periodista cangués Manuel Flórez de Uría que tenía a Nicolás de Ron como su mejor amigo, le dedicaba el siguiente artículo a su memoria.

IN MEMORIAM

A la memoria del hombre bueno, del político honrado, del esposo enamorado, del padre amantísimo, del amigo leal, del cumplido caballero que en vida se llamó D. Nicolás de Ron y Flórez-Valdés, he de escribir unas cuartillas para EL DISTRITO. Pocas o muchas, no lo sé: las que salgan. No es esto obra de raciocinio, que pueda medirse y calcularse de antemano; sino de sentimiento, que no está sujeto a normas ni límites: no llevará sobre el papel mi pluma la mente calculadora y fría, sino el corazón cariñoso y tierno.

Tal vez no debiera ser yo el que acometiera este trabajo, y menos en estos momentos, si se buscase solo el lucimiento y mérito de la obra literaria; pero no admito que pueda ser otro el que lo intente y lleve a cabo, si ha de significar cariño entrañable y adhesión a toda prueba. Por esa reclamé de EL DISTRITO el honroso y triste derecho de ser yo, y no otro, el que de la muerte de mi mejor amigo se ocupara.

Don Nicolás de Ron y Flórez-Valdés nació en Cangas de Tineo en 17 de Mayo de 1863, siendo el último de les hijos habidos en el matrimonio de D. Eduardo de Ron y Baylina, de la muy antigua y linujada «Casa de Ron», en Ibias, y de Dª. Nicolasa Flórez-Valdés y del Riego, de la también ilustre «Casa de Cabo del Agua», en Tuña (Tineo), emparentada con la del General Riego, de gloriosa memoria. Estaba casado con Dña. Carlota Uría y Llano-Merás, de la «Casa de Santianes», y de este matrimonio deja los hijos D. José María, Dña. Teresa, D. Fernando, Dª. María, Dª. Dolores, Dª. Ana, Dª. Pilar, Dª. Elena, Dª. Luisa, D. Nicolás, D. Carlos y D. Manuel de Ron y Uría.

Era Licenciado en Derecho, y ejerció la abogacía en este partido desde 1887 hasta su fallecimiento, siendo uno de los abogados de más, y más justamente, acreditado bufete y merecido renombre. Fue juez municipal tres bienios, durante los cuales demostró al concejo su rectitud, justificación e independencia de criterio en tales términos, que de ahí arrancaba su gran popularidad entre los aldeanos. Persona de gran cultura, no sólo rayaba a muy notable altura en las materias propias y relacionadas con su carrera de abogado, sino que dominaba otras varias, siendo una verdadera autoridad en conocimientos históricos, habiendo sido bastantes años profesor de Historia de España y de Historia Universal en el colegio de segunda enseñanza de esta villa. Concejal de este Ilustrísimo Ayuntamiento varias veces, fue nombrado Alcalde-Presidente del mismo por elección popular, es decir, por nombramiento directo y unánime de los concejales que lo componían, en 1º de Enero de 1902, y reelegido después en dos legislaturas sucesivas por Su Majestad el Rey; dejando el cargo de Alcalde por haber sido elegido Diputado Provincial por el Distrito de Cangas de Tineo-Tineo, para el que fue reelegido en muy reñida lucha y por gran mayoría en las elecciones de 1913, cuyo cargo desempeñaba al morir, no sólo a completa satisfacción y en beneficio de sus electores, sino gozando de gran prestigio entre sus compañeros de Diputación. Tuvo la Sucursal del Banco de España en esta villa y fue corresponsal de varios bancos y establecimientos de crédito de la provincia y de fuera de ella.

En 1893 presentó su candidatura para Diputado a Cortes por este Distrito, por primera vez, el Excmo. Sr. D. Félix Suárez Inclán, y, desde entonces, y sin interrupción, figuró a su lado como uno de sus más valiosos y fieles amigos el finado D. Nicolás de Ron, constituyendo con su cuñado D. Laureano Francos y sus amigos D. Francisco García del Valle y D. Marcial R. Arango, el núcleo, la base del partido liberal en Cangas de Tineo, en el que, por razones de parentesco, de amistad, de dependencia o de simple relación de intereses con aquellos, o por afinidad de ideas nos hemos ido sumando los demás hasta componer el actual partido numeroso y fuerte, capaz de dar a ganar las reñidas batallas electorales de los dos últimos años, a pesar de algunas defecciones sensibles por cierto y que contribuyeron, sin duda, a llenar de amargura el corazón del finado, dejando a un lado su mayor o menor importancia, por venir de quien venían.

D. Félix Suárez Inclán, aparte de su amistad particular e íntima con D. Nicolás de Ron, le tenía en tanta estima y sabía hasta tal punto de lo que le era deudor políticamente hablando, que sobre distinguirle siempre de una manera especial y proponerlo y elevarlo a los puestos públicos que ocupó y que tan merecidos tenía, intentó repetidas veces hacerlo Gobernador Civil, abriéndole así amplio horizonte político, pero el finado, atento a consideraciones políticas y de familia tan delicadas como honrosas, no quiso aceptar nunca.

La medida de ese aprecio y la intensidad de ese cariño que el Sr. Suárez Inclán tenía hacia el finado, la dan los siguientes párrafos que copio de la carta de 14 del actual del primero al Alcalde:

«Las noticias que me comunica usted del estado de Nicolás, me apenan mucho. ¡Pobre amigo!»

Antes de cerrar esta carta recibió D. Félix un telegrama del Alcalde participándole el fallecimiento, y agrega en la carta:

«Estoy que no sé lo que me pasa con la noticia de la muerte del pobre Nicolás, que se ha servido usted comunicarme por telégrafo. Acabo de telegrafiar a usted y a Pachín Valle contestándoles. Me parece mentira que se haya muerto ese excelente amigo, a quien vi por última vez en Oviedo el 15 de Junio, lleno de juventud y vida, al parecer. El pedirá a Dios por los suyos, y nosotros, los que aquí quedamos, cuidaremos de ellos cuanto podamos: es nuestro deber.»

La carta a que pertenecen los párrafos transcriptos, la hemos visto; y no pudimos por menos de cometer la indiscreción de hacerlos públicos, en obsequio del muerto y para honra del vivo.

El 15 a las 9 fue su entierro, al que asistió el señorío de la villa en pleno y muy numerosa concurrencia. Tras el severo féretro que encerraba los restos mortales del finado, formaban el duelo de familia los señores don Laureano Francos, secretario judicial; D. Claudio Uría, juez municipal suplente; D. Jesús Villa, médico; D. Roberto Flórez, doctor en Ciencias; D. Rafael Rodríguez Francos, comerciante, y D. Joaquín Carrizo, de Tineo.  El de amigos lo componían D. José González Pérez, secretario judicial; D. Antonio Jiménez Valcárcel, procurador; don Carlos Fernández, sobrestante de Obras Públicas; D. Porfirio Ordás, perito agrícola, y el que esto escribe. En el duelo oficial iban, primero, el Ilmo. Sr. D. Francisco García del Valle, ex gobernador civil y alto funcionario de Hacienda, quien además de por sí llevaba la representación del Excmo. Sr. D. Félix Suárez Inclán, diputado a Cortes por el Distrito; el M.R.P. Fernando Arguelles, rector del convento de dominicos de Corias, y D. Agustín de Llano Valdés, diputado provincial quien también llevaba en aquel acto la representación de la Excma. Diputación de Oviedo. Después seguía el Ilmo. Ayuntamiento en pleno, presidido por el alcalde D. José María Díaz López de Penedela, cerrando el cortejo la Guardia municipal.

Tras las preces de ritual durante el trayecto y ante la iglesia parroquial y en el cementerio, el cadaver de D. Nicolás de Ron fue a unirse con los restos de sus mayores en el nicho-panteón propiedad de la familia. ¡Que duerma en paz!

Los solemnísimos funerales, que por festividad del día del sepelio y del siguiente no pudieron celebrarse hasta el lunes 17, tuvieron lugar en la Colegiata de esta villa con asistencia inusitada de aldeanos del concejo, mucha clerecía y presididos por los duelos indicados. También asistieron distinguidas personalidades de los inmediatos concejos de Ibias, Leitariegos y Allande, y tal vez de otros, pero si tal ocurrió ni los hemos conocido ni nadie llamó nuestra atención, por eso no los citamos.

Los principales periódicos de Oviedo y de el resto de la provincia, dieron noticia de su muerte en sentidos artículos necrológicos, hasta los de ideas políticas más diametralmente opuestas a las del finado.

Cangas de Tineo no se olvidará seguramente del hijo plecaro que acaba de perder, sus correligionarios sabrán hacer que se perpetúe su memoria, sus amigos conservarán, cariñosos, su recuerdo; así es de esperarlo; pero aunque nada de esto se realizara, aunque sólo los suyos le tuviesen presente en sus afectos, alguien habrá además que no le olvide, que pronuncie su nombre con triste melancolía, y ese será

M. FLÓREZ DE URÍA.


Ver: [1906-1910] Nicolás de Ron Flórez-Valdés


 

[1904-1906] José Pallarés Nomdedeu

José Pallarés Nomdedeu
(Astorga, León, 1858)

3 de enero de 1904 – 1 de enero de 1906

En el año 1904, siendo alcalde José Pallarés, el Ayuntamiento de Cangas nombra por primera vez un profesor para dirigir la “Banda Municipal de Cangas”; el cargo fue ocupado por Bonifacio Pérez Ablanedo de manera interina. Se adquieren instrumentos, atriles, métodos de estudio, etc., se redacta un reglamento y ordenanzas, y se alquila un local para ensayar. Esta banda municipal dio su primer concierto público en 1906.

[1906-1910] Nicolás de Ron Flórez-Valdés

Nicolás de Ron Flórez-Valdés
(Cangas del Narcea, 1863 – 1914)

1 de enero de 1906 – 1 de enero de 1910

alt

Esquela primer aniversario del fallecimiento de Nicolás de Ron

En febrero de 1907, estando al frente de la alcaldía Nicolás de Ron Flórez-Valdés, otorgan la plaza oficial de director de la “Banda Municipal de Cangas” a José de Castro, con un sueldo anual de 1.500 pesetas, quien desempeña este puesto hasta 1911.

 

Ver: [1902-1904] Nicolás de Ron Flórez-Valdés

[1910-1913] Joaquín Rodríguez Martínez

Joaquín Rodríguez Martínez
(Cangas del Narcea, 1860 – 1914)

1 de enero de 1910 – 23 de octubre de 1913

Placa de la calle de Joaquín Rodríguez, alcalde en 1894-1895 y 1910-1913, que en su segundo mandato abrió la calle que lleva su nombre.

Durante su mandato se abrieron en la villa las calles de Diz Tirado, Suarez Cantón, el paseo de Dámaso Arango (calle Uría) y la travesía que lleva su nombre, entre la plaza del conde de Toreno o el Mercao y la calle de Suarez Cantón. Asimismo, se trazó la calle Félix Mª Villa en el barrio de El Corral.

[1913-1921] José María Díaz López, ‘Penedela’

(Penedela, Ibias, 1870 – Cangas del Narcea, 1934)

23 de octubre de 1913 – 1 de abril de 1921

Matadero municipal en 1970. Construído en 1916 en el Barrio Nuevo, según un proyecto de Alfredo Flórez González, durante la alcaldía de José Mª Díaz López Penedela. Fue derribado y su solar vendido para construir viviendas.

Comerciante y empresario. Emigró a América y a su regreso se estableció en la villa de Cangas del Narcea, donde abrió el comercio El Siglo XX y tuvo diversos negocios (viticultura, central hidroeléctrica, fabricas de harina y madreñas, etc.). El 1 de julio de 1909 fue elegido por primera vez concejal del Ayuntamiento de Cangas del Narcea. Era republicano. En su carrera política lo ayudó la familia de su mujer, Julia de Llano, y siempre fue partidario de Felix Suárez-Inclán. Fue un alcalde muy importante, durante su mandato se hicieron en la villa la traída de agua, la mejora del alcantarillado, el matadero municipal y un lavadero público, y se levantaron varias escuelas en el concejo.

[1921-1923] Marcial Rodríguez-Arango González-Regueral

alt

Retrato de Marcial Rguez.-Arango Glez.-Regueral. Colección Álvarez Pereda

Marcial Rodríguez-Arango González-Regueral

(Cangas del Narcea, 1863 – 1934)

1 de abril de 1921 – 17 de enero de 1923

Comerciante y abogado.

Superó los estudios de Derecho Civil y Canónico en la Universidad de Oviedo el 5 de enero de 1887. Con 26 años, el 7 de mayo de 1890, le fue expedido por el Ministro de Fomento de la época el título de Licenciado en Derecho para ejercer libremente la profesión de abogado.

Presidente en 1920 del comité local del Partido Reformista liderado por Melquíades Álvarez. En su mandato se iniciaron los trabajos para la instalación de la línea telefónica en Cangas del Narcea (sesión de 26 de septiembre de 1922).

Título de Licenciado en Derecho Civil y Canónico a favor de D. Marcial Rodríguez-Arango y González-Regueral.

 

[1923 01-07] José Mª Díaz López, ‘Penedela’

José María Díaz López, Penedela José Mª Díaz López, “Penedela”, 1918. Fotografía de Benjamín R. Membiela. Col. Juaco López Álvarez

José Mª Díaz López, ‘Penedela’
(Penedela, Ibias, 1870 – Cangas del Narcea, 1934)

17 de enero a 21 de julio de 1923.

[1923 07-10] Antonio Meléndez González

Antonio Meléndez González
(Las Cuadriel.las de Vil.lalái, Cangas del Narcea, 2 de enero de 1879 – 1936)

21 de julio a 3 de octubre de 1923

Campesino, de casa Meléndez de Las Cuadriel.las, una de las casas con más propiedades del concejo en aquellas fechas. Fue asesinado el 8 de diciembre de 1936 en el portalón de su casa, por varios vecinos del Partido de Sierra a causa de desavenencias por el aprovechamiento de pastos en la braña del Teixidal.

[1923-1924] Apolinar de Castro Isern

Apolinar de Castro Isern
(León, 1858 – Cangas del Narcea, 1931)

3 de octubre de 1923 – 1 de febrero de 1924

Farmacéutico. Llegó a Cangas del Narcea en los años ochenta del siglo XIX para hacerse cargo de la farmacia de Nicolás Ballesteros. Escribió en periódicos locales artículos de divulgación y fue profesor del Colegio de Segunda Enseñanza de la villa.

[1924 02-07] Joaquín García González

Joaquín García González
(Cangas del Narcea, 26 de agosto de 1858)

1 de febrero a 11 de febrero de 1924 (alcalde interino)

11 de febrero a 10 de julio de 1924

Procurador. Durante su mandato se acuerdan, el 27 de junio de 1924, la fusión del Ayuntamiento de Leitariegos en el de Cangas del Narcea y la construcción del cementerio municipal en Arayón.

[1924-1927] Porfirio Ordás Fernández-Sanmarful

Porfirio Ordás posando junto a varios vecinos. Fotografía firmada por él y dedicada a su sobrino el 1 de septiembre de 1932.

Porfirio Ordás Fernández-Sanmarful

(Ambasaguas, Cangas del Narcea, 1858 – 1934)

10 de julio de 1924 – 31 de octubre de 1927

Propietario y perito agrícola del Cuerpo de Ayudantes del Servicio Agronómico de la Administración Civil. Se jubiló en este Servicio en 1923. Durante su alcaldía se acordó el cambio de nombre del concejo de Cangas de Tineo a Cangas del Narcea (2 de septiembre de 1924), y se construyeron el cuartel de la Guardia Civil en La Veiga (4 de mayo de 1927) y un puente de hormigón entre Ambasaguas y el Barrio Nuevo, que sustituyó a uno de madera. Fue el alcalde que inauguró la línea telefónica en Cangas del Narcea el 29 de agosto de 1925. En este periodo comienza a extenderse la luz eléctrica por los pueblos del concejo. En las corporaciones de este alcalde hubo por primera vez en la historia de nuestro Ayuntamiento varias concejalas: Maria del Collado de Llano, María Argüelles, Concepción Pereira, Jovita Martínez y Dolores García Pereira.

[1927-1930] Antonio Arce Díaz

Antonio Arce Díaz (de pie, con bigote), 1934. Col. Juaco López Álvarez.

Antonio Arce Díaz

(Cangas del Narcea, 1893 – 1963)

31 de octubre de 1927 – 26 de febrero de 1930

Abogado. Presidente de la Sociedad de Artesanos de Nuestra Señora del Carmen desde 1946 a 1963. Durante su alcaldía se derribaron varias casonas en la calle de la Iglesia, obra que permitió la apertura de una calle a La Veiga y de la calle de los Tres Peces. También se derriba en la calle Mayor el antiguo convento de las RR. MM. Dominicas, que se traslada a un edificio nuevo en las afueras de la villa, junto al regueiro Samartín.